KABBALAH Y EL ARTE DE LA AMBICIÓN

Existen dos clases de ambición:

Primero, está la ambición del interés propio del ego, a la cual el Kabbalista Rav Berg llama ambición tonta. ¿Por qué es tonta? Es sencillo: no es duradera. No acabamos teniendo más. Acabamos teniendo menos en el largo plazo.

Tonta, no inteligente.

Hay una segunda clase de ambición llamada ambición iluminada.

¿Cuál es la forma de ambición iluminada?

Se trata de la ambición de nuestra alma. ¡Este tipo de ambición nos permite terminar recibiendo más de lo que queríamos en primer lugar! En otras palabras, cuando ignoramos las vociferaciones y ansias de nuestro estúpido ego que piensa sólo en el corto plazo y, en lugar de esto, servimos los deseos de nuestra alma, recibimos incluso más bondad, bendiciones y buena fortuna de la que siquiera nos habíamos atrevido a soñar.

Muy pronto comenzamos a entender que hay una RECOMPENSA al ofrecer Luz incondicional a nuestros enemigos. Súbitamente, la ambición es lo que nos motiva a cambiar y transformarnos y  ayudar a los demás incondicionalmente.

Piénsalo: ¿Qué persona en su sano juicio va a compartir y ayudar a los demás si acaba teniendo menos y tiene que sacrificar su propia felicidad?

Esta es la razón por la cual la moral no funciona como motivación. No hay recompensa excepto por la idea de servir al ideal de la moral.

Kabbalah significa recibir.

La sabiduría y tecnología de Kabbalah consiste ÚNICAMENTE  en dominar el arte de recibir bondad, placer y plenitud profunda interminables.

Kabbalah dice que ambos lados de un conflicto obtendrán más – más de lo que pidieron- cuando el ayudar incondicionalmente al otro sea la motivación.

Amar a tu Prójimo, cuando es verdaderamente incondicional, es la forma más alga de ambición que existe.

Pero no puedes engañar al sistema.

Tu interés por los demás debe ser incondicional.

Esa es la paradoja. En el momento en que estés verdaderamente dispuesto a poner a alguien antes que a tí mismo, el Universo te pondrá antes de toda la oscuridad y el caos.

Absolutamente brillante. Simple y difícil de lograr.

Billy Philips

Billy Phillips es estudiante del Kabbalista Rav berg y Karen Berg desde 1989. Ha tenido el papel decisivo de ayudar a que la Kabbalah sea accesible a las masas, trabajando en proyectos tanto privados como públicos bajo la guía del Kabbalista Rav Berg. Ha ofrecido conferencias acerca de una variedad de temas, siendo el más notable la profunda conexión entre Kabbalah, el Cristianismo, el Islam y el mundo de la Ciencia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>