JESÚS Y EL ZÓHAR

JESUS-ZOHAR

De acuerdo a los escritos del kabbalista Rav Isaac Luria y del Zóhar, la porción de la Torá, Emor, revela los secretos del Gólgota y la resurrección de los muertos.

Gólgota es el lugar donde se dijo que Jesús habia sido crucificado. Los eruditos cristianos y los primeros fundadores del Cristianismo admiten que la palabra Gólgota es una palabra aramea y no saben dónde se encuentra el Gólgota o por qué esta palabra fue utilizada para la idea sobre la muerte y resurrección de Jesús. Incluso el Nuevo Testamento enfatiza que Gólgota es una palabra en arameo que significa el lugar del cráneo.

La Enciclopedia Católica admite que cada teoría propuesta acerca del significado y misterio del Gólgota a lo largo de la historia es:

“Demasiado lejana”

“Demasiado aislada”

“Absurda”

“Débil”

“Se queda corta como prueba de los hechos”

La respuesta se puede encontrar en El Zóhar.

Al comentar la porción de esta semana de la Torá, el Rav Isaac Luria explica cómo la dimensión espiritual llamada Atika Kadisha es la fuente de un “rocío” que trae como resultado la resurrección de los muertos. Además explica que el rocío se trata en realidad de las tres letras en el Tetragramaton Yod, Hei y Vav.

El Tetragrámaton es la combinación de cuatro letras del Nombre de Dios.

Ahora, ¿por qué estas tres letras son referidas como el rocío?

Sigue muy de cerca:

De acuerdo a la numerología kabbalista, la palabra “rocío” y las tres letras del Nombre de Dios comparten el mismo valor numérico. Por lo que rocío es un código para estas tres letras del Nombre de Dios que en realidad se refiere a la realidad que llamamos la realidad del 99%.

La realidad del 99% es la realidad escondida y la fuente de toda la Luz y sabiduría que fluye hacia nuestro mundo.

¿Por qué debería de importarnos las cuatro letras del Nombre de Dios?

Es simple.

Las letras representan estas dimensiones espirituales escondidas que son la fuente de toda la sabiduría, fuerza de vida, creatividad, conocimiento, pasión, amor y Luz que emanan e irradian de la fuerza que llamamos el Creador y la realidad del 99%.

Así es como funciona:

La última letra en el Nombre de Dios (la letra hebrea Hei) se refiere a nuestro mundo físico. Tú conoces muy bien este lugar. Es donde nosotros encontramos tanto el orden y el caos, la oscuridad y la Luz, el dolor y el placer.

Esta sola letra está desconectada de las otras tres primeras. ¿Qué significa esto? Significa que nuestro mundo está desconectado de estas Dimensiones Superiores escondidas. Significa que la lámpara no está conectada con la toma de corriente de pared para recibir energía eléctrica y por lo tanto la habitación, nuestro mundo permanece en oscuridad. Significa que estamos desconectados del 99%.

Esto no está bien.

Debido a esta desconexión entre nuestro mundo y la fuente de toda la Bondad, de acuerdo al Zóhar el Nombre de Dios no está completo. El Nombre de Dios no está unificado.

Hasta ahora deberías darte cuenta que ¡no estoy hablando acerca de un nombre literal como Bob, Sally, Gary o Sandra! Nos estamos refiriendo a la mera estructura de la realidad, las dimensiones vistas y no vistas que comprenden la realidad. Estamos hablando sobre la realidad cuántica microscópica, la cual los físicos nos indican es un océano de energía infinita. Los físicos aún no se dan cuenta que esta energía es conciencia divina. La Conciencia de Dios. La energía de Dios. Vamos a llamarla simplemente Luz.

Muy bien, regresemos a nuestra historia:

En términos simples, nuestra realidad física del 1% está desconectada de la realidad del 99%, la fuente de toda la Luz y felicidad. Lo que quieras tener de la vida lo encuentras en el 99%.

Lo que sea que te haga falta y la carencia que te causa infelicidad, te esperan en el la realidad del 99%. Nosotros tenemos dolor cuando no atraemos el sustento, fuerza de vida, bendiciones y Luz desde esta realidad escondida.

Por lo que el problema es la desconexión. Estamos desconectados.

LA VERDAD ACERCA DEL GÓLGOTA

Los antiguos padres cristianos y los primeros doctores de la iglesia, la misma gente que ayudó a construir el Cristianismo después de Jesús, todos ellos admitieron que no pudieron encontrar la palabra Gólgota en ningún lugar en los antiguos escritos hebreos. Y ellos admitieron más adelante que no sabían por qué era utilizada esta palabra. Al día de hoy Gólgota permanece siendo un misterio.

Es por ello que los antiguos padres y fundadores cristianos no se les permitía estudiar El Zóhar.

Estos son los misterios que Jesús SÓLO enseñó a sus discípulos más cercanos. Estos son los misterios que sólo el Rav Shimón Bar Yojái, Rav Akiva y su círculo más cercano entendieron.

Los antiguos padres cristianos admitieron que existía un judaísmo secreto y un Cristianismo secreto y que ambos eran idénticos. Orígenes, uno de los primeros padres cristianos (puedes consultar acerca de él en Wikipedia) dice que existe un Evangelio espiritual que contiene todos los secretos del Cristianismo que Jesús enseñó secretamente a sus discípulos más cercanos. Orígenes dice que los Evangelios no revelan literalmente estos secretos.

Para las masas, tanto Orígenes como el Nuevo Testamento nos dicen que Jesús hablaba en parábola. Orígenes admite que las personas aún no estaban listas para entender los secretos del Cristianismo y por lo tanto los secretos del Judaísmo.

Orígenes dice que Jesús solo enseñó esta sabiduría a aquellos “que estaban preparados para convertirse en luz”.

Lo que nos lleva al Zóhar.

El Zóhar explica el Gólgota.

El Gólgota es la realidad espiritual en las Diez Sefirots (Árbol de la   Vida) -las dimensiones escondidas que llamamos el 99%. Se le llama cráneo porque se encuentra en la parte superior y cabeza de los mundos espirituales. Así de simple. El Zóhar usa la palabra Gólgota (cráneo) para denotar la dimensión más alta del Árbol de la Vida, las Diez Sefirots, y El Zóhar usa metáforas como Gólgota (cráneo) para mantener al mismo tiempo la sabiduría secreta y simple. La palabra fue divulgada hacia nuestra corriente, después que Jesús la usó para explicar el Árbol de la Vida y el funcionamiento de los cielos superiores ocultos, pero los Padres Cristianos no sabían por qué se usaba la palabra Gólgota. Ellos la tomaron de forma literal.

Así que estas dimensiones escondidas contienen también una realidad llamada Akita Kadisha, el lugar donde proviene el rocío para resucitar a los muertos.

¡Atika Kadish es también parte de la dimensión llamada Gólgota!

Éstas se encuentran en el mismo lugar en el Árbol de la Vida.

El Zóhar tiene muchas secciones que en realidad son llamadas Gólgota.

Aún en términos más simples, Gólgota se refiere a la realidad del 99%. Gólgota nunca se trató acerca de una ubicación física. Se trata acerca de una dimensión espiritual.

La razón por la que la historia literal del Gólgota habla acerca de la muerte y resurrección de Jesús es porque El Zóhar dice que Gólgota y Atika Kadisha son el lugar donde nosotros resucitamos todo lo que ha muerto en nuestra vida. Ya sea felicidad, salud, una relación, un negocio o paz mental, si lo hemos perdido es porque ha muerto. Si lo quieres tener de regreso, tú debes “resucitarlo” al conectarte a ti mismo a la realidad llamada Gólgota.

La Kabbalah se trata de cómo hacemos esta conexión.

El Rav Isaac Luria enseña que sólo a través del arrepentimiento (cambio interno, y no sólo con decir lo siento) podemos reconectarnos para resucitar nuestra felicidad y todo aquello que ha muerto en nuestra vida. Cuando el número suficiente de personas se reconecte, entonces las puertas del 99% se abrirán lo suficientemente que incluso los muertos resucitarán y llegará la existencia inmortal (Mesías).

Éste es el secreto kabbalista que ha sido celosamente y por mucho tiempo guardado detrás de las enseñanzas de Jesús relacionadas al Gólgota. Resurrección y Arrepentimiento. Ahora vamos a explorar y entender el verdadero significado de arrepentimiento.

LA VERDAD ACERCA DEL ARREPENTIMIENTO

El arrepentimiento en realidad significa en hebreo, regresar.

Pudieras preguntar, ¿regresar a dónde?

Estamos regresando a nosotros mismos y a este mundo al 99%.

Estamos regresando a la última letra Hei, en el Nombre de Dios, regresando a las tres primeras letras para unificar el Nombre de Dios, y por lo tanto unificar nuestro mundo con la realidad del 99%.

Este es el secreto del rocío.

El rocío es la tres letras del Nombre de Dios al cual nos estamos regresando también a nosotros mismos. Por esto compartimos el mismo valor numérico. Era el código secreto que nos explica qué es lo que está sucediendo en realidad.

Por esto es qué el rocío está asociado con la resurrección en El Zóhar.

Cuando nosotros regresamos o reconectamos con el 99% (simbolizado por las tres letras del Nombre de Dios) la Luz se enciende. El nombre en código para ello es resurrección. Cuando desconectas una luz de la toma de corriente de pared y desconectas de la energía eléctrica, la luz en la habitación se apaga, se muere. Tienes oscuridad.

Si quieres resucitar de la luz de nuevo, conecta de regreso la lámpara con la toma de corriente.

EL SECRETO DEL HIJO

La letra divina que la letra Hei reconecta al Nombre de Dios es la letra Vav.

¿Adivina qué?

La Vav es llamada “El Hijo” en El Zóhar.

Y la primera letra en el Nombre de Dios (Yod) es llamada “El Padre” (Abba).

¡Caray!

Aquí está.

El secreto del Cristianismo y el secreto de la Torá y El Zóhar.

Esto explica las enseñanzas de Jesús que dicen que uno debe de conectar con el Hijo para poder conectar con el Padre. Todo se trata acerca de unificar el Nombre de Dios, unificar nuestro mundo con la realidad espiritual del 99%.

¿Cómo?

A través del arrepentimiento.

Es por ello que el Cristianismo predica tanto el arrepentimiento.

Pero sin Kabbalah y sin El Zóhar el poder entender el verdadero significado de arrepentimiento, que significa regresar, nuestro mundo permanece en oscuridad. Es por ello que los cristianos e israelitas se han arrepentido durante 2,000 años, sin embargo las guerras continúan, las enfermedades persisten y la oscuridad sigue dominando.

Es como rezar que se encienda la luz en una habitación oscura sin conectar la lámpara. Tus oraciones nunca funcionarán.

Ahora lee lo siguiente:

La porción de la Torá después de Emor es Béjar. Esta porción en específico explica el secreto de la frase “El Hijo de Dios” o “El Hijo del Único”

Como acabamos de aprender, El Hijo se refiere a la letra Vav. Sin embargo, en la porción de la Torá llamada Béjar, nosotros TAMBIÉN aprendemos del Zóhar que la frase el Hijo del Único se refiere al hombre que domina la sabiduría sagrada de Kabbalah para transformar su naturaleza y alcanzar ser uno con Dios. El Hijo de Dios es quien reconecta con el Gólgota para resucitar la Luz perdida.

La próxima semana les compartiré estos secretos acerca el Cristianismo, El Zóhar y el Santo Grial, durante la porción de Béjar de la Torá. ¿Se trata de una coincidencia?

Así que estas dos porciones de la Torá contienen TODOS los secretos subyacentes bajo los principios más secretos del Cristianismo y que prueban sin duda alguna, que El Zóhar sirve de base del Cristianismo y es la raíz verdadera de todas las enseñanzas de Jesús.

Los Kabbalistas nos dicen que Jesús vino a redimir a las naciones gentiles al compartir la Kabbalah. Él dio los secretos a los discípulos más cercanos y parábolas a las masas.

Ahora ya entiendes ambos

EL PODER DE RAV SHIMÓN BAR YOJÁI

Es muy apropiado que estas dos porciones de la Torá sucedan alrededor de Lag B’Omer, el día que Rav Shimón reveló la Luz del Zóhar y dejó este mundo. De acuerdo al kabbalista Rav Berg, este día es un mini Shavout, una mini revelación del Monte Sinaí. Rav Shimón no sólo dejó el mundo en este día, sino que salió de la cueva 13 años después de haber recibido la sabiduría del Zóhar, también ese mismo día.

La revelación del Zóhar es equivalente a la revelación del Monte Sinaí y por esto es considerado un mini Shavout.

Moisés bajó desde el Monte Sinaí con las Tablas trayendo al mundo la Luz de Inmortalidad, y Rav Shimón salió de la cueva con El Zóhar, el cual contiene la misma Luz de Inmortalidad. La Luz viene de la realidad del Gólgota y Atika Kadisha.

Finalmente ahora podemos entender la verdad que El Zóhar es la verdadera fuente y raíz el Cristianismo.

Finalmente, Lag B’Omer ocurre en el día 33 del Omer.

Jesús dejó este mundo cuando tenía 33 años.

Por favor comparte. Mientras mas rápido llevemos la Luz y la verdad del Zóhar a la humanidad, mas rápido unificaremos el Nombre de Dios, lo que significa reconectarnos a nosotros mismos y a este mundo con la realidad del 99% encendiendo la Luz de una vez por todas, para desaparecer todas las formas de oscuridad por siempre.

 

EL NOMBRE DE DIOS

 

ARREPENTIMIENTO

 

 

Billy Philips

Billy Phillips es estudiante del Kabbalista Rav berg y Karen Berg desde 1989. Ha tenido el papel decisivo de ayudar a que la Kabbalah sea accesible a las masas, trabajando en proyectos tanto privados como públicos bajo la guía del Kabbalista Rav Berg. Ha ofrecido conferencias acerca de una variedad de temas, siendo el más notable la profunda conexión entre Kabbalah, el Cristianismo, el Islam y el mundo de la Ciencia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

1 Response

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>