LA CIENCIA CONFIRMA LA REGENERACION

La regeneración significa que nuestros órganos y las diferentes partes de nuestro cuerpo crecen y vuelven a la vida, de la misma manera que nuestro cabello y nuestras uñas crecen luego de ser cortados.  Este es uno de los significados ocultos en el concepto de la resurrección de los muertos.  La regeneración estuvo en las noticias hace varios días, con bombos y platillos en varios periódicos alrededor del mundo, incluyendo el Times de Los Ángeles.  ¿Qué ocurrió?

Primero voy a explicar el contexto kabbalístico antes de compartir las grandes noticias que provienen del mundo de la ciencia:

Los kabbalistas nos enseñan que los israelitas son el corazón espiritual de la humanidad,  El corazón es responsable de nutrir los órganos del cuerpo.  ¿Cómo hacemos esto como individuos?  Emulando al corazón.  ¿Qué hace el corazón?  El corazón recibe la sangre.  Y entonces el corazón comparte la sangre bombeándola a través de todo el cuerpo.

Esto es lo debemos hacer como personas.  Recibir y compartir.  Compartir nuestra felicidad.  Compartir nuestros talentos.  Compartir nuestros dones.  Guiar y nutrir a nuestros amigos, nuestros enemigos y todas las naciones del mundo.

Buenas noticias: Nunca tienes que preocuparte de que se terminen las cosas que puedes compartir.  ¿Por qué?  Porque de la misma manera que sangre fresca siempre regresa al corazón más energía positiva y bendiciones van a llegar a nuestras vidas.  Es una paradoja.  Mientras más compartimos, más recibimos.  Este es el secreto que todavía nadie comprende.  Mientras más compartimos, más recibimos.

¿Qué tiene esto que ver con la regeneración?

Los kabbalistas enseñan que la conciencia y el comportamiento de los israelitas influencian todo el mundo físico.  Más aún, el Zóhar dice que vamos a ver un reflejo, un signo y una indicación de dónde están los israelitas en lo que está ocurriendo cada día en la realidad física.

Si la conciencia de los israelitas es egoísta, intolerante, reactiva y gobernada por la egocentricidad reactiva, el mundo entero va a experimentar caos, oscuridad, en la forma de dificultades financieras, enfermedades, desastres y otras formas de agitación y confusión.

Cuando los israelitas están compartiendo, permitiendo que su ego disminuya, entonces el mundo comienza a experimentar un flujo constante de bendiciones (el corazón compartiendo la sangre con todos los órganos) y se va a ver la bondad manifestada en todo el mundo.

Y claro está, es todo o nada.  ¿Por qué?  Porque cada individuo contribuye a la conciencia colectiva.  Es la totalidad de nuestras acciones la que actúa como el corazón que nutre al mundo con bendiciones u ocluye las arterias con grasa (ego) causando ataques cardíacos espirituales, infartos espirituales, gangrena espiritual, etcétera.  Y así, gradualmente, todos afectamos al mundo, algunos de forma positiva, otros de forma negativa.

También tenemos que entender que un israelita NO es alguien que vive en Israel.  Ese es un israelí no un israelita.  Ser israelí tiene que ver con la ciudadanía del estado de Israel.  Es algo político.  Ser israelita es un estado de conciencia y de mente.  Es acerca de la espiritualidad y la vida.

Un israelita no es alguien que se hace llamar a si mismo judío.  Esa palabra, en ese contexto, nunca aparece en la Torá.  Es una palabra inventada.  La palabra más cercana a judío es “Yehudi” y esta se refiere a una tribu en particular, una sola de las 12 tribus.  No se refiere a una religión o a una nación.  Esto es una gran corrupción, de acuerdo a laos kabbalistas de la historia.

De acuerdo al antiguo Zóhar un israelita es aquel que utiliza las herramientas de la Kabbalah para arrancar su ego, cambiar y transformar y caminar por esta senda.

Eso es.

La Kabbalah nos dice que los israelitas, cuando alcancen una masa crítica y un dintel de transformación, van a traer la inmortalidad, la resurrección de los muertos y el fin de la muerte para la humanidad.  Los órganos se van a regenerar, el envejecimiento se terminará y muchos cambios maravillosos van a ser manifestados.  Todavía estamos esperando estas maravillas.

Pero hay signos de que el cambio está ocurriendo.

El progreso en la ciencia, la tecnología y la medicina son indicadores de cambio.  El Zóhar fue revelado por primera vez en la historia de la humanidad a principios del siglo 20.  En el 1922 Rav Ashlag abrió las puertas del Centro de Kabbalah.  Asombrosamente, el siglo 20 inmediatamente experimentó una explosión de progreso.  De hecho, hubo más progreso (de carruajes tirados por caballos a carros, autobuses, trenes, aviones, transbordadores espaciales, electricidad, acondicionadores de aire, elevadores, teléfonos, radio, televisión, películas, computadoras, internet) en ese período de 100 años, coincidiendo con la aparición pública del Zóhar, que en todos los otros siglos combinados!

Totalmente asombroso.

Los kabbalistas dijeron que en el año hebreo 6750 (el año 20000) iba a comenzar una nueva era donde el caos y las bendiciones iban a existir uno al lado de las otras y que los misterios de la inmortalidad iban a comenzar a ser revelados.

¿Adivina qué?  La portada del “Times Magazine” recientemente tuvo una historia donde decía que la inmortalidad se va a alcanzar en tan solo unos años, de acuerdo a la ciencia.  Los biólogos y los físicos están comenzando a decir que la inmortalidad biológica va a ser una realidad en el futuro cercano.  Este tema era tabú antes del año 2000.  Fue ridiculizado a lo largo de la historia.  Y de repente, la ciencia está hablando de él.

Los kabbalistas no se sorprenden.  El kabbalista Rav Berg comenzó a hablar de inmortalidad en la década de 1980.  Nos dijo que ese era nuestro destino,  Que se estaba acercando.  Que el Zóhar iba a ayudar a traer el final de la muerte.  Las personas se espantaron cuando el Rav dijo esto.  Pero el Rav dijo que pronto lo íbamos a ver ocurrir en la ciencia y que aún los físicos más escépticos iban a hablar sobre ello.  Si alguien hubiese dicho que iba a estar en la portada del “Times” en los 1980’s nos hubiésemos caído de nuestras sillas.

¿Está el kabbalista Rav Berg sorprendido con esto?  No.  Sólo está feliz.  ¿Por qué?

Es sólo un reflejo del número de personas que están tomando responsabilidad y caminando el camino de la Kabbalah y cambiándose a ellos mismos.  Es un reflejo del número de Zóhars que se están repartiendo en el mundo.

LA REGENERECIÓN OCURRE

Hace unos días atrás, en el “Times” de Los Ángeles, apareció otro signo.

Los investigadores han descubierto una posible cura para la diabetes tipo 1.  Todavía se encuentra en sus etapas iniciales pero lo que están diciendo es increíble.  DE forma preliminar, y de después de estudiarlo en ratones, los científicos están diciendo que el páncreas se regenera.  Lo más asombroso es que investigadores médicos, escépticos aún después de ver los resultados, inicialmente se rehusaron a permitir que la palabra “regeneración” fuera usada en referencia a su estudio y al páncreas.

No podían bregar con esta palabra.  Encontraban difícil de creer que un órgano se pudiera regenerar porque la ciencia médica está convencida de que una vez el páncreas está muerto en términos de su función de producir insulina, el juego se acabó para siempre.

Equivocado.

Como reportó el “Times” de Los Ángeles: “Los investigadores siempre habían asumido que las células secretoras de insulina nunca podían regenerarse.  Una vez desaparecían, lo hacían para siempre, según la teoría.”

Resulta que encontraron la manera de resucitar los muertos y regenerar el páncreas.

La Kabbalah explica que el ego, por designio (El Adversario), nos va a forzar a dudar que la regeneración y la inmortalidad puedan existir.  Así que cuando un investigador médico ve que ocurre en el laboratorio con ratones, su reacción natural es dudar de la idea de que es regeneración verdadera.  Claro está, nuestros científicos no conocen la Kabbalah y la idea de que el ego es una fuerza separada de la conciencia en nuestras mentes y que ha sido programado para hacernos dudar y no creer en las buenas noticias, como la regeneración.  Así que se mantienen ciegamente escépticos sin saber que su escepticismo es por designio y que tiene que ser erradicado di quieren ver verdaderos milagros en sus vidas y en el campo de la ciencia.

Luego de  pruebas exitosas en los ratones, lo más que los científicos permitieron decir   fue que esta técnica causaba “restauración de la secreción de insulina.”  Esto de por si son noticias milagrosas porque es la primera vez en la historia que se produce insulina en un diabético después que el páncreas había dejado de funcionar.

Ahora más buenas noticias:

Los investigadores médicos han admitido finalmente que lo que ocurre es regeneración del páncreas.  ¿Por qué?  Porque lo probaron en seres humanos.  ¡Y funcionó!  El artículo en el “Times” de Los Ángeles declara:

La primera prueba en un puñado de seres humano ha sugerido que al inyectar pacientes de Diabetes Tipo 1 con una vacuna barata, utilizada usualmente para prevenir la tuberculosis, puede bloquear la destrucción de las células secretoras de insulina en el páncreas humano y permite la regeneración del mismo.  Este hallazgo, si se confirma y expande, puede servir de base para liberar al casi 1 millón de diabéticos en los Estados Unidos de sus inyecciones diarias de insulina.  Trae a colación una palabra que rara vez o nunca se usa cuando se habla de esta enfermedad: “cura.”

Al Dr. Denise Faustman, quién hizo la investigación e hizo el descubrimiento, le fue finalmente permitido usar la palabra “regeneración” en un estudio publicad en la revista “Science”.

La Dra. Eva Mezey, directora de la unidad de células madre de adultos en el Instituto Nacional de Investigación Dental y Craneofacial dijo que los resultados son “fascinantes y sumamente prometedores.”

El Dr. Robert R. Henry de la Universidad de California en San Diego dice “Este puede ser un hallazgo fenomenal’”

Los Kabbalistas nos dicen que toda enfermedad es causada por el sistema inmune.  Ya sea porque es muy fuerte o porque es muy débil.  Y dicen que la Tercera Comida de Shabbat corresponde al sistema inmune.  Si la Tercera Comida es hecha con las herramientas kabbalistas apropiadas balanceamos el sistema inmune del individuo y del planeta.  Y nos sanamos.

Ciertamente, éste ha sido un secreto escondido durante siglos.  Ningún lugar del mundo hace una Tercera Comida Kabbalista, a excepción de los Centros de Kabbalah a nivel mundial.

Este reciente hallazgo de la ciencia médica acerca de la regeneración del páncreas es un signo y una indicación de que las herramientas de la Kabbalah y el trabajo de los israelitas están empujando al mundo hacia delante, hacia una completa regeneración del cuerpo humano.  Tal y como Rav Berg había dicho.

EL PODER DE LA RESISTENCIA Y EL COMPORTAMIENTO

Es interesante notar que la Diabetes 1 es causada por un ataque del sistema inmune sobre el páncreas.  Lo que nadie entiende todavía es que la conciencia humana, específicamente la habilidad de resistir al ego, es lo que afecta el sistema inmune.  La resistencia ES el sistema inmune.  Si no resistimos al ego, el egocentrismo y la intolerancia y la ira, el sistema inmune se sale de balance.

Mientras más resistimos al ego, más balanceado se vuelve nuestro sistema inmune,  Cuando el ego desaparezca completamente el sistema inmune logrará la perfección.  ¿Cómo?  ¿Por qué?  Los átomos son inmortales.  Esto es un hecho científico.   Y nosotros estamos constituidos por átomos.  ¿Por qué entonces no somos inmortales si estamos hechos de partes inmortales?  Porque las formas que los átomos crean no son inmortales.  ¿Por qué?

Las Relaciones.

Los átomos se enlazan entre sí para crear formas.  Este enlace es la relación entre dos átomos.  Cuando una forma se separa y desaparece (muerte) los átomos individuales continúan viviendo.  Lo único que realmente ocurrió es que los átomos dejaron de enlazarse.  La relación se terminó.  La inmortalidad es la única realidad.  Todos los átomos, que componen todo en el cosmos, son inmortales.  Lo que no es inmortal son las relaciones entre los átomos.  Los enlaces, así como las formas que estos enlaces componen, sean montañas, pizzas, gente o un buen par de zapatos.  Todo se “desintegra” porque los átomos dejan de enlazarse.  Conquistemos el enlace y conquistaremos la inmortalidad.

Todos estos enlaces en nuestro cuerpo eventualmente se rompen por las deficiencias en nuestro sistema inmune,  Una vez éste sea perfeccionado, logrará que todos nuestros átomos inmortales permanezcan en su lugar, manteniendo la forma que somos tú y yo, y entonces seremos inmortales porque las partes que nos construyen son inmortales.

Increíblemente profundo.

Nuestras relaciones con nuestros semejantes son las que determinan la fuerza y el balance del sistema inmune.  Las relaciones.  La calidad y fuerza de nuestras relaciones con las demás personas (especialmente nuestros enemigos) determinan la fuerza y la calidad de los enlaces atómicos en nuestro cuerpo.  Nuestra cercanía a lograr la inmortalidad verdadera correlaciona perfectamente con nuestra cercanía con nuestros enemigos.  En otras palabras, cuando los enemigos ya no existen, la muerte tampoco existirá.

La paz da frutos.  La paz no es algo moral o una idea noble a la que debemos aspirar.  La paz es codicia, pura y simple.  Hagamos la paz para lograr el paraíso.  Y vivir para siempre.  Duh!

La Tercera Comida del Shabbat  repara cualquier daño que hayamos causado la semana anterior.  Y erradica el ego que causó nuestra reacción de ira, envidia e intolerancia.

El camino de la Kabbalah remueve las influencias negativas de nuestro ego y así fortalece el sistema inmune.  Por esto es que tenemos Shabbat.  Es una herramienta para sanarnos y disminuir nuestro ego de forma tal que no necesitemos más el Shabbat y la Tercera Comida para sanarnos.  Así de poderoso.

El planeta también tiene un sistema inmune.  Los terremotos y los desastres naturales son sólo el resultado de un sistema inmune muy débil o muy fuerte.

El comportamiento humano, específicamente nuestras interacciones y nuestras relaciones, es clave.  Es por esto que la Kabbalah dice  que “Ama a tu prójimo” no es una cuestión de moral.  Es una tecnología y una fórmula para alcanzar la salud, la sanación y al final, una existencia infinita.  Nuestro ego es el único que nos hace creer que la muerte nunca va a terminar y que este mundo en el que vivimos es la verdadera realidad.

No lo es.

Es sólo un sueño temporero.  Pero sólo te vas a dar cuenta de esto cuando salgas de tu ego.

¿Dónde vas a pasar tu Tercera Comida el próximo Shabbat?

Billy Philips

Billy Phillips es estudiante del Kabbalista Rav berg y Karen Berg desde 1989. Ha tenido el papel decisivo de ayudar a que la Kabbalah sea accesible a las masas, trabajando en proyectos tanto privados como públicos bajo la guía del Kabbalista Rav Berg. Ha ofrecido conferencias acerca de una variedad de temas, siendo el más notable la profunda conexión entre Kabbalah, el Cristianismo, el Islam y el mundo de la Ciencia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>